martes, 26 de setiembre de 2006

La sinceridad duele

Y eso es verdad. ¿quien acaso no ha dicho siempre que es "una persona que dice las cosas de frente"? Todos lo dicen, pero pocos lo hacen. Claro, y es que no es socialmente correcto ir por la vida diciendo "soy una persona que no dice lo que piensa, mas bien le doy largas vueltas al asunto en vez de soltar mis impresiones". Y es que, por otro lado, tambien existen los reparos respecto a cómo la otra persona va a tomar lo que tu dices o si es mejor no decir nada para no herir susceptibilidades. "Si no tienes nada bueno que decir, mejor no digas nada".

Bueno pues yo no solía ser asi. Dificilmente decía lo que pensba y muy pocas veces se lo decía de frente a esa persona de quien hablaba. Casi siempre sonreía y me mordía la lengua para no decir nada. No obstante, tambien me he presentado ante los demas como "una persona que te dice las cosas en la cara". Mea culpa.

Pero eso, como era previsible, trae problemas. Es muy cómodo querer que los demás te sean sinceros y no serlo tu. Y en las últimas semanas esa falta de comunicación me trajo muchos problemas. Asi que decidí empezar a decir las cosas que pienso y que siento. A veces cuesta, a veces es muy divertido. Pero se siente bien. Te liberas de un peso y tienes la certeza que, más allá de que lo que digas sea bueno o malo, estas haciendo lo correcto desde tu punto de vista. Si quiero hacer algo, lo digo, si quiero no hacer algo, lo digo. Si tengo motivos para algo, los voy a decir (asi no les guste) y si no tengo motivos (que tambien suele pasar, eso de querer algo sin saber por que se quiere o sólo por quererlo) tambien lo diré así de directo.

Llevo poco mas de una semana en eso y me siento mejor. Ya no he vuelto a tener la magnitud de problemas que tenia y hasta inclusive me he ahorrado un par que, si seguía actuando como hasta entonces, prometian darme muchos dolores de cabeza. Me gusta eso. Espero que cuando me termine de formar el hábito, sea por fin una persona que dice las cosas de frente siempre y a todos.

Claro que, en el camino, ya deje heridas. No a todos les gusta que seas sincero con tus opiniones y parece que incluso preferirian que les sigas sonriendo pienses de ellos lo que pienses. En fin, es dificil caerle bien a todo el mundo. Me conformo con caerme bien a mi mismo. Claro, y sobre todo a ti. Digo, es un decir.

2 comentarios:

Greta dijo...

la honestidad es la mejor politica, me alegro x ti primo :D

jazzzmaster dijo...

yo creo que es un error de interpretación. es una frase sabia y un sabio jamás te diría que no seas sincero. En mi opinion mas bien se refiere a que si no vas a aportar nada mejor te quedes callado. No es que no critiques ni que no denuncies ni que no hables si algo no te gusta sino que cuando critiques, denuncies o hables tus palabras ayuden a mejorar esa situación y no que sean una critica maliciosa y vacía que no lleva a ninguna parte... si tu critica es CONSTRUCTIVA entonces SI tienes algo bueno que decir. Esa es mi opinion.